Buscar
  • Paula Polizzotto

Cinco microtendencias para empezar a vestir el prefall 2022

Auguramos qué prendas y complementos estarán presentes en las pasarelas y guardarropas del próximo año.


CORBATA

Desde que el traje comenzó a infiltrarse en el prêt-à-porter femenino hace tres años, la masculinización de las tendencias se ha vuelto obvia y recurrente temporada tras temporada. Desde blazers oversize hasta pantalones de pinzas holgados, tomar prestadas las prendas de ellos es una de nuestras actividades favoritas a la hora de vestirnos, especialmente por reducir tiempo y esfuerzo cuando nuestro cerebro aún no ha recibido el primer café. Uno de sus accesorios, la corbata, vuelve en 2022 a las pasarelas, después de haber entrado este año por la puerta grande en la pequeña pantalla, en el reboot de Gossip Girl (gracias, HBO). Para el prefall del año próximo Maria Grazia Chiuri la suma a los cuadros en su recurrente estética uniformada para Dior, R13 la añade dentro del estilo grunge y Thom Browne remata con ella su impecable sastrería.


Pre-Fall 2022. de izquierda a derecha.: Dior, Thom Browne y R13.


GUANTES

Los guantes son ese accesorio que permiten elevar un look de invierno, siempre que se elijan los correctos. Desde los funcionales hasta los inspirados en la ópera, cualquier fin es bueno para llevar un par de ellos por debajo o por encima del abrigo. Después de cubrir el rostro con las omnipresentes mascarillas o las balaclavas, no nos sorprende que los guantes resurjan el próximo invierno como complemento post-pandémico, en cualquiera de sus formas, en un híbrido entre protección y estética. Chanel los presenta en piel y con cristales; Balmain de inspiración motera acompañando los bordados barrocos de Rousteing; y Michele los imagina para Gucci largos, casi como una extensión del traje e inspirados en la industria cinematográfica.


Pre-Fall 2022, de izquierda a derecha: Chanel, Gucci, Balmain, Erdem.


BERMUDAS

Una de las prendas más controvertidas del armario femenino; o las amas o las odias. Su origen se remonta a principios del siglo pasado en la isla Bermuda como una pieza de uniforme adaptada al calor del Atlántico Norte. Fueron parte de la indumentaria masculina hasta 1950, cuando las mujeres comienzan a llevarlas al subir el corte de las prendas. Para el pre-fall 2022 Dior las adapta al tailoring masculino con influencia de la sastrería británica , en Chanel son holgadas, tejidas y en el nuevo color del año, Very Peri; Max Mara las confecciona en denim y Matthew Williams las integra en su sportwear urbano de lujo para Givenchy.


Pre-Fall 2022, de izquierda a derecha: Dior, Chanel, Givenchy, Max Mara.


CUADROS

Desde Kurt Cobain hasta Cher Horowitz en Clueless, los cuadros son parte de la historia de la moda. Son fáciles, favorecedores y todas las temporadas se renuevan en colores, tejidos e inspiraciones. Dior los utiliza en un back-to-school look, rescatados de los trajes de dos piezas que dejamos allá por los 90; R13 los reinterpreta grunge, despreocupados; Chanel superpone varias capas de ellos en tweed y lana y Jil Sander también adopta su versión clásica en prendas de líneas esculturales.





BEANIES

Un complemento que el próximo invierno se predice visceral; por un lado adoptan una visión couture, estructurada, más cercana a la inspiración artística que a la mera funcionalidad. Thom Browne los presenta como piezas de museo, rígidos y rematando un exquisita selección de piezas de sastrería. En el otro extremo están los beanies relajados, que conjugan con el homeless look propio de Justin Bieber y de la Gen-Z en general. Dsquared2 los anuncian en su precolección inspirados en el estilo careless de esta generación sumergida en Tik-Tok e Instagram, y R13 los rescata del punk de Malcolm McLaren y la Gran Bretaña de los 80.


Pre-Fall 2022, de izquierda a derecha: Thom Browne, Dsquared2, R13.