Buscar
  • Redacción Folie

SOPHIE TURNER cree que tendrá con lidiar con traumas por rodar JUEGO DE TRONOS

Cuando la actriz británica Sophie Turner fue elegida como Sansa Stark en Juego de Tronos tenía solo 15 años. Durante las ocho temporadas de la serie, su personaje pasó de ser una niña a la gélida Reina del Norte, viendo violencia por doquier en el transcurso. Violaciones, sangre y mucha destrucción. Todo esto ha quedado en el subconsciente de la actriz de 26 años tal y como le ha explicado a Jessica Chastain en The Cut.

HBO MAX

Tal es la seguridad que tiene sobre qué tendrá que lidiar con un trauma relacionado con la popular serie de HBO que explica que tuvo que desarrollar un mecanismo de defensa durante el rodaje. “Desarrollé un mecanismo que consistía en divertirme al máximo entre las tomas, para no traumatizarme", dijo Turner a Chastain.


Turner representó varias escenas violentas cuando aún era menor de edad, como cuando Joffrey Lannister hizo que su guardia la desnudara y golpeara. Cuando tenía 19 años, representó una de las escenas más controvertidas de la serie, en la que es agredida sexualmente por Ramsay Bolton justo después de casarse. El actor Iwan Rheon, que interpretó a Ramsey, describió posteriormente el rodaje de ese día como "el peor" de su carrera y que fue "muy difícil de afrontar".

GETTY IMAGES

"Estoy segura de que mostraré algunos síntomas de trauma en el futuro. A esa edad, no creo que pudiera comprender gran parte de la materia de la escena. Y los primeros años, tenía a mi madre conmigo porque me acompañaba, así que me ayudaba mucho y me daba bocadillos" dijo Sophie.


Tras haber lidiado con los trastornos alimenticios y con la maldad de internet, Turner reflexiona y dice que "sentí que me sobreexpuse hasta el punto de acoger todo y a todos en sus opiniones. Ahora, creo que lucharía más que nunca para intentar protegerme de eso".