top of page
Buscar
  • Pablo Aragón Blanco

INTERVIEW: El “CUARTO MILENIAL” de LALACHUS & ANDREA COMPTON

“Hay que darle menos importancia a lo que dice gente estúpida”

SPOTIFY

Laura Yustres, alias Lalachus, y Andrea Rodríguez López, más conocida como Andrea Compton, son dos mujeres bien avenidas que han conseguido proclamarse como las reinas del entorno digital. A través de su videopodcast “Cuarto Milenial” que estrenó Spotify y que produce PRISA Audio han conseguido que la nostalgia de la generación que ahora vive en la treintena se haga patente.


Prescriptoras de contenidos que saben complementarse la una a la otra. Son como un matrimonio que consigue acabarse las frases, siendo de este modo un único cerebro con una infinidad de sabiduría en clave millennial. Por eso nos rendimos a sus pies y ponemos ojo avizor a cada uno de sus sagaces comentarios. Porque ellas como muchos de nosotros han conseguido vivir el cambio de pesetas a euros, el saldo en el móvil, la BlackBerry, el nacimiento de internet, el chat de Terra, el Tuenti, el auge de la tendencia emo, Oliver y Benji o las increíbles sagas de Crepúsculo o Harry Potter. Un viaje al pasado que parece lejano, pero que no lo es tanto.


DOS MUJERES Y UN DESTINO

“Contra el FOMO la mejor opción es silenciar en Instagram”


¿Es difícil ser Millennial?


Lalachus: Es súper divertido porque hemos crecido siéndolo y nadie nos ha dicho que tenemos que ser de una forma u otra.


Andrea: No, es genial. Depende de en qué época lo preguntes. Si lo preguntas relacionado con, ¿era fácil vestirse como millennial siendo gorda? Definitivamente no. En otras cosas era increíble.


Ahora la tendencia de los 2000 ha vuelto con el Y2K, ¿cómo os sentís? ¿queréis volver a vestir como cuando erais adolescentes?


A: Vestir no. Esa ropa solo favorecía a un grupo de personas.


L: Los pantalones de tiro bajo no tenían ningún tipo de sentido, pero hay cosas muy chulas y estilos muy divertidos. Ahora hay ropa para todas y había diseños muy guays que me gustaría que vuelvan.


A: Súper. De hecho, Rosalía ha sacado hace poco una portada que parece la portada de “Thirteen”. Vuelve un poco la época: “Siete vírgenes”, “El bola”, “Yo soy la Juani”. Me encanta como estética, pero para mí no.


¿Qué podremos ver en Cuarto Millennial? ¿a quién podremos ver? Habéis estado con Jedet, con Inés Hernand, con Javier Ruescas…


A: Nosotros grabamos un montón de podcast y queremos que sean sorpresas para todo el mundo. Siempre a gente millennial. Intentamos a traer gente que ha formado parte de finales los 90 o principios de los 2000. Personas que han visto Crepúsculo o han leído Kika Superbruja.


L: Gente que tiene muchas referencias y que las comunican a día de hoy en sus redes o allá donde vayan. Sabemos que son gente que entran aquí al cuarto y parlotean como si fuese el chat de Terra. Sabemos que todos hemos estado ahí dentro.


A: El Messenger...


¿Fotolog o Myspace?


Ambas: FOTOLOG

¿Cómo era vuestro fotolog?


L: No tenía, pero bichoteaba todo y estaba todo el día ahí dentro porque me encantaba. Era la stalker del grupo.


A: Tenía un montón de fotologs dedicados a diferentes cosas. El mío era Andita Punk Queen. Aunque luego tenía uno de One Tree Hill y otro de Crepúsculo.


¿Qué diferencia hay entre la Generación Z y los millennials?


A: Pues que la Z nace con Internet y con un montón de cosas que en parte agradezco porque tienen como mucha información sobre cosas, pero la sorpresa de quedar a las 6 en el parque o que te timbren…


L: O darte un toque al móvil… No saber qué querían, pero tú lo devolvías y alguna vez cuando te lo picaban decías ‘¡maldita sea!’. Esa sensación de me quedo sin saldo… Todo ese tipo de cositas como que no las han vivido. Me acuerdo que tenías que muchas veces pedir saldo a tus compañeros del cole.


¿No veis que hay demasiada información?


A: No. Siempre pongo de ejemplo a mi hermana que es del 99 y se ha defendido en muchas situaciones que yo hasta los 25 o 26 años no he sabido.


L: Sí. Cuando te refieres a estar más pendientes de las redes sociales o del móvil… Nosotros también hemos estado evolucionando constantemente, pero es verdad que con un nokia 3310 tampoco podías estar haciéndote mil fotos…


A: Estabas a la serpiente…


L: Ahora muchos tienen este tipo de ansiedad por generar mucho contenido. Hay mucha facilidad de que opinen de ti y lo veo un poco negativo porque nosotros somos más mayores y nos da más igual, pero a la gente joven no le da tan igual.


A: No creo que sea solo de la Generación Z, todo es ahora muy “fast”.


L: La opinión de todos todo el rato.


A: Ese tipo de presión que se ha vivido en otras épocas de otras formas, pero la forma de vivirlo ahora es muy loca.


¿Tenéis mucho FOMO? ¿Cómo vivís la inmediatez?


L: Cada uno tiene su vida y aunque esté en un momento concreto en un evento, no sabes lo que le puede estar pasando a esa persona por dentro.


A: También te digo que puede pasar con compañeros de trabajo. El típico compañero de trabajo que se va a no sé cuántas playas y dices: ‘me cago en tus muertos’. A mí cuando siento que me va a pasar eso porque estás en una época en la que no puedes disfrutar de ciertas cosas que te apetecen, la opción de silenciar en Instagram me parece la más bonita que se puede hacer nunca. Si a ti te está haciendo daño, quítatelo. Tienes que intentar cuidarte un poco la salud mental porque no puedes controlar lo que sube el resto.


¿Ahora se entendería la “Bravo” o la “Superpop” en 2022?


L: No.


A: Sí, pero solo si estuviese adaptado al ahora. Tal cual, no.


L: Siempre comento a Andrea que la revista “LOKA” era una revista bastante feminista y empezaba como a tratar temas así…


A: También era tremenda. A ver era más feminista porque hablábamos a lo mejor de masturbación femenina que era una cosa que era impensable, era tabú, las mujeres no se masturban, pero luego tenía cosas en plan ‘cómo poner cachondo a tu hombre’… En las revistas nunca jamás estaba planteado que nadie fuera LGTBIQ+… Si se hiciesen a día de hoy estaría contempladísimo. Genero neutro para todo el mundo.


Frase más utilizada en vuestra adolescencia:


A: Era dedicar una canción de El Canto del Loco o una frase de Simple Plan o Avril Lavigne.


L: Querer muchísimo a mis amigas en Tuenti…


¿Crepúsculo o Harry Potter?


A: No pienso elegir bajo ningún concepto. Harry Potter para mis 12 y Crepúsculo para los 18…


No, no. Con la perspectiva de ahora


L: Andrea está poniendo las mayores caras que se han visto…


A: Literalmente yo no puedo pronunciarme, me acabas de preguntar: ¿mamá o papá?


L: Por recuerdo de amor y como viví y como quise tener básicamente todas las Nimbus… Harry Potter. Básicamente como que se alargó mucho en mi adolescencia, pero con Harry Potter nunca sentí nada de emoción de amor, pero te acuerdas de Crepúsculo ese lobo y esas cosas y esos amores…


A: Sentías más cosas en la cococha… Pero Harry Potter sientes mucho amor a nivel aventuras. Doy gracias de ser millennial por estas dos sagas.


¿Qué es para vosotras ser un cuadro?


L: Es una apreciación a bien. Ser un cuadro es como tener ese tipo de mamarracheo de pasarlo bien.


A: Siempre va como adherido a algo dosmilero. También tenemos sensación de que hemos sido muy cuadro en los 2000, que ves las fotos de antes y…


L: Eramos ridis y no había nadie que nos dijese nada…


A: ¡Vaya panorama se decía antes!


¿Britney Spears o Christina Aguilera?


A: Christina.


L: A mí me motiva más Christina.


A: Free Britney con todo mi corazón, pero yo he sido team Christina Aguilera siempre. Todo el disco en español de Christina de “Mi reflejo” de 2003 fue brutal.


¿Por qué no funciona ahora un “Diario de patricia”?


A: Porque no tienen a Lala. Si haces un diario de patricia que se llame “El diario de Lala” va a funcionar.


L: He hablado con reporteros de programa y siempre les pregunto: ¿eran las historias reales? La inocencia de las primeras veces de televisión… Cuando de repente se iban a conocer dos personas del chat de Terra era increíble. Era una delicia de ver. Ahora, ¿qué vas a hacer? A dos personas de Tinder que seguramente se habrán bichoteado todo el Instagram… Entonces esa inocencia se perdía y también es verdad que lo que estamos diciendo antes el hecho de no tener internet, de comentarlo…

Me ponía a hacer los deberes, tenías de fondo el Diario de Patricia y ahí estaba. Ahora cualquier cosa que te aburre… ¡NEXT! Es muy fast todo.


¿A dónde queréis llegar con “Cuarto millennial”?


A: Hasta el infinito y más allá. Literal quiero que dure toda la vida. Me encantaría traer a los personajes de One Tree Hill, a los de The OC…


L: Lo bonito que tenemos Andrea y yo es que ella es muy internacional y yo muy nacional. Aprendo de ella, ella aprende de mí y luego las personas que vienen son muy guays. Lo bueno es que el público millennial es súper agradecido y se queda escuchando todo este tipo de cosas.


¿Es bueno utilizar el humor para paliar las desgracias que ocurren hoy en día?


L: Es la única forma que considero que se puede sobrevivir. Aunque depende de las desgracias. Hay veces que no se puede hacer humor sobre según que cosas, pero yo el filtro de la risa y de tomarme las cosas no muy en serio… Hay que quitarle mucho hierro al asunto porque si no te hundes en la miseria muy grande. Y también lo veo en muchas polémicas absurdas de Internet que es: ‘¿Cómo que estáis haciendo frikis? O sea, ¡parad!’.


Tema de los ofendiditos. ¿Creéis que es importante reivindicar cada causa social?


L: Cada vez hay que darle menos importancia a lo que dice gente estúpida. Veo que los medios y muchas cosas le dan mucha importancia a que una persona haya dicho una estupidez, que si sabemos que es una estupidez, ¿por qué se le está dando tanto eco?


A: Yo creo que por clics y porque estamos en una época en la que el periodismo son los clics. Hay que reivindicar lo que cada uno quiera, pero no es necesario que todos sepamos de todo y que todos demos la opinión, es innecesario. Lo que quieras decir está bien si lo vives de cerca y si tienes algo que decir dilo, pero no lo digas porque se ha puesto de moda decirlo.


¿Cuál es el tema que jamás debería entrar a debate para vosotras?


A: Muchos. Lo que tenga que ver con los derechos humanos. Los derechos trans o ciertos derechos no deberían entrar a debate. Tampoco sobre el veganismo o cuidar el planeta. Puedes ser más empático o no a estos temas, pero jamás deben entrar a debate.


L: Cuando a una persona le puede afectar lo más mínimo algo no hay un debate.


¿Qué queréis decir de Spotify? ¿le queréis dar las gracias por crear esto maravilloso?


A: Spotify ha creado esta maravilla.


L: El primer videopodcast de España en el que se nos puede ver. Estamos muy agradecidas porque nos dejan bastante libertad y no nos han puesto ninguna condición de decir nada.


A: Spotify es muy guay. Lo escuchamos todo, lo tenemos todo. Es la plataforma streaming más guapa del mundo y de repente que estés escuchando Avril Lavigne y luego te pones el podcast que se puede ver y escuchar… la hostia…

bottom of page