Buscar
  • Pablo Aragón Blanco

INTERVIEW: PAULA KOOPS

“Tengo miedo a no poder recomponerme, a no volver a ser yo”

Paula Koops ha llegado para ser la artista revelación de 2023. Con un sonido que recuerda a tiempos pasados de claras influencias al pop Y2K, pretende convertirse en la nueva diva española con trono y cetro incluido.


Esta artista madrileña sueña con conquistar los grandes escenarios de la capital y con que sus números crezcan hasta el infinito y más allá. Pero ella es más que música. Mucho más. Es puro sentimiento. Y lo demuestra más allá de las melodías y las letras. De ella hemos podido conocer algunos de sus momentos más oscuros, sus inseguridades más profundas en las que el síndrome del impostor juega un papel muy importante, pero también hemos podido deleitarnos de cada una de sus sonrisas.


Paula Koops es alguien que debemos conocer, reconocer y admirar desde ya.


INCOMPARABLE


“A las mujeres se nos tiende a comparar más”

¿Qué es para ti “Por qué vuelvo a quererte”?


Es el single de mi primer disco, por lo tanto, es muy especial. También me hace muchísima ilusión porque es la primera canción que se sale un poco de lo que venía haciendo en términos de sonido.


¿Cómo ha sido trabajar con Neva?


Es muy especial porque para mí es una de mis mejores amigas, entonces, es como estar jugando.


¿Con quién de las personas que has colaborado te sientes igual?


Es muy difícil de igualar, pero en una sesión de composición en la que me haya sentido como muy en casa diría que ha sido con Ainhoa Buitrago. Siempre es un amor y me encanta todo lo que hace.


¿Tienes ganas de que salga tú álbum debut?


Sí … ¿cómo no voy a tener ganas?


¿Temes las comparaciones con otras artistas?


Me dan un poco igual las comparaciones, pero creo que a las mujeres se nos tiende a comparar más. En cuanto haces un estilo de música, ya te dicen: ‘Ah, pues es que eres igual que no sé quién’ y en verdad hay un montón de hombres haciendo el mismo género y no veo esas comparaciones. Veo que mi música es diferente, aunque compararme siempre me van a comparar, es inevitable.


¿Están siendo duros los inicios? ¿es complicado entrar en esta industria que hay tan poca gente arriba y mucha gente abajo luchando?


Ahora mismo estoy recogiendo los primeros frutos de todo el trabajo que hay detrás, entonces estoy muy feliz, pero sí que es verdad que hay partes muy duras que quizás no se ven tanto. Hay muchísima ansiedad y muchísimas inseguridades.


Si ahora pudieses retroceder dos años atrás, ¿qué le dirías a esa Paula sobre la industria?


Le diría que hiciese lo que quiera hacer en cada momento. Muchas veces te paras a escuchar otras opiniones y lo que hacen es frenarte porque al final acabas haciendo lo que a ti te gustaba en un primer lugar. Está bien escuchar, pero no tienes que complacer a todo el mundo, es imposible.

¿Has escuchado demasiado?


Sí. Siempre tiendo a escuchar un montón a todo el mundo para intentar aprender y absorber información de todo y al final llega la parálisis por análisis y no lo recomiendo.


¿Quiénes son tus referentes musicales?


Me fijo mucho en artistas con las que he crecido. Avril Lavigne, Olivia Rodrigo,Taylor Swift y Machine Gun Kelly que son más de ahora. Hannah Montana y Miley Cyrus también ha sido una gran inspiración a la hora de componer.


Si tuviese que preguntarte por tu gran sueño, ¿cuál sería?


Llenar un Wizink Center o un Wanda Metropolitano…


Sueña más grande


Para mí eso es enorme. Obviamente el sueño máximo y absoluto sería llenar un Wizink Center en todos los países.


¿Qué viene después del álbum?


El concierto de presentación y los conciertos que salgan para presentar el álbum y mucha más música.

¿Has cerrado ya conciertos para el año que viene?


Sí, pero no se pueden decir.


¿Has querido dejarlo en algún momento?


Todos los días. Me lo planteo mucho, pero creo que viene dado por mi personalidad. Soy una persona súper autoexigente y muy crítica conmigo misma, entonces llega el síndrome del impostor y es como que no me creo que esté pasando.


Cuando te lo planteas después de sopesarlo un par de minutos, ¿cuál es la conclusión?


Que estaría trabajando en un trabajo de oficina durante dos meses, me hartaría, volvería la música y habría perdido esos dos meses.


¿En esos momentos sueles acudir a alguien?


Los suelo tener bastante íntimos. A veces los comento un poco con mi pareja.


¿Cuál es tu meta? ¿cuál es tu techo?


Mi techo sería llenar estadios en todos los países latinoamericanos.


Más allá de un concierto… ¿Te ves con una larga trayectoria, una larga carrera con 20 álbumes, con buenos números de streaming? ¿cómo te ves?


Todo va un poco de la mano. Pero intento no pensar tanto en los números, aunque claramente me encantaría tener una carrera muy larga.

¿Qué te falta por hacer?


Me encantaría escribir un libro de lo que he aprendido en la industria musical y como ha sido todo el proceso. También me encantaría tener un documental.


¿Rollo el de Olivia Rodrigo?


Tipo el de Olivia Rodrigo, pero con más información. Olivia Rodrigo me encanta y musicalmente es una master piece, pero siento que su documental no cuenta tanta información relevante. Me encantaría que la persona que lo vea salga con ganas de soñar, de vivir y de hacer lo que le gusta.


En Miss Americana de Taylor Swift se pueden ver las frustraciones de la cantante al no ser nominada para el Grammy. Si estuvieses al nivel de Taylor Swift, ¿crees que tendrías ese tipo de frustraciones al no recibir un premio o al no estar nominada por un premio?


Creo que siempre que tienes una meta y no la cumples por X razones, o sea, al final que te nominen a un premio es muy difícil y ya que encima lo ganes, pues aún más, pero cuando tienes esa meta y estás trabajando tan duro por algo y de repente ese algo no sale, ya sea un premio o cualquier otra cosa, es inevitable que en ese momento te impacte, te duela y tengas todo ese conflicto mental. Luego con el tiempo lo relativizas y lo transformas en trabajo y en más esfuerzo, pero ese primer shock de no recibirlo creo que es inevitable.


¿Qué te hace feliz?


Mi perra.


Tu novio y tus padres ahora mismo deben estar contentísimos…


Jajaja. Evidentemente mi familia, mis amigos y mi pareja son súper especiales y son un pilar muy fuerte de mi vida, pero mi perra me aporta mucha felicidad. Me da una felicidad indescriptible que creo que solo lo entendemos las personas que tenemos animales de compañía. Incluso cuando tengo un día malo y veo a Trufa, mi perra, jugar con un palo como si fuese lo mejor que le ha pasado en la vida, la vida pega un frenazo y te dice a gritos: ‘disfruta de las cosas pequeñas, porque esto es mágico’. En ese momento es cuando realmente me doy cuenta de lo feliz que soy.


¿Qué te hace llorar?


La música.


¿Viene bien el drama para componer?


Ese momento en el que dejo que mi caparazón de ser fuerte todos los días se abra, salen canciones que transmiten mucho.


¿Qué es para ti la debilidad?


Al final todos nos ponemos siempre un caparazón. Cuando somos “débiles”, parece que estamos más expuestos a todo y el exponerme al 100% siendo una persona súper sensible, me genera muchas inseguridades.


¿Tienes miedo a que te hagan daño?


Sí, está claro. No a que me hagan daño porque creo que el daño obviamente es parte de todo, pero tengo miedo a no poder recomponerme, a no volver a ser yo.


¿Algún otro miedo que tengas? ¿cuál es tu mayor miedo?


A los aviones. Me da mucho miedo volar.


¿Cómo vas a viajar al otro lado del charco?


Empastillada, a lexatin. Aunque este finde cogí dos vuelos sin lexatin y fue todo bien… ahí vamos poco a poco.


Ahora estás en pareja, pero ¿has sufrido por desamor?


Sí, mucho.


¿En qué causa social crees que deberías involucrarte?


En varias. He estado muy involucrada con trastornos alimenticios y en recaudar dinero para apoyar a diferentes organizaciones de Reino Unido tanto en los trastornos mentales como ya directamente en los trastornos alimenticios. Es verdad que me gustaría quizás estar más presente, pero si me preguntan, intento hablar de mi experiencia. También me gustaría estar involucrada en adopción de animales.


No voy a ahondar ahí…


Realmente nunca me han diagnosticado con uno, pero si lo he pasado muy mal y he tenido una no muy buena relación con la comida…


¿Tienes mucho FOMO?


Antes sí, cuando vivía en Reino Unido siempre sentía que me estaba perdiendo mi vida en España y estaba súper triste. Ahora sin embargo me da un poco igual. Literalmente estoy feliz haciendo mi vida sin importarme lo que hace el resto de gente.


Si yo te diese el poder de cambiar cualquier cosa del mundo, ¿cuál sería?


La negatividad de la gente y la maldad. Con eso vienen implicadas muchas cosas. No nos damos cuenta del daño que hacemos con nuestras palabras a otras personas.


¿Has sufrido bullying?


Sí, cuando era muy pequeña. Me considero una persona súper fuerte y lo pasé muy mal. No cambio quién era en ese sentido y todo el rato pensaba: ‘Vale, esta persona me está haciendo un montón de putadas’, pero era una guerrera y le contestaba. Entonces me pongo a pensar a una persona que quizás no tenga una personalidad tan fuerte y no me quiero imaginar cómo hubiese sido porque para mí fue un infierno.


Hablábamos del bullying y de trastornos alimenticios… ¿qué es para ti la salud mental?


Un pilar muy importante, tanto tu cuerpo como tu cabeza son tu casa. Tienes que cuidarla todos los días porque de eso depende que vivas tu vida cada día estando en paz.